EFICIENCIA ENERGÉTICA

Consejos para ahorrar energía en el uso del aire acondicionado  • 
 
 
Siguiendo estos 10 consejos básicos y utilizando equipos que incorporen la mejor tecnología se consigue limitar el impacto ambiental y ahorrar en la factura todos los meses.



 

  • Coloque las unidades exteriores donde haya una buena circulación del aire.​

 

  • Apague el equipo de aire acondicionado cuando no haya nadie en casa o en la habitación que esté climatizando o utilice los mecanismos de ahorro energético que las nuevas tecnologías ofrecen cuando no hay nadie en las habitaciones.​

  • Regule adecuadamente la temperatura de la estancia, manteniéndola entre los 22º y los 25ºC. La temperatura recomendada en los meses de verano es de 25º C. Una diferencia con la temperatura exterior de más de 12º C no es saludable y cada grado que disminuya la temperatura estará consumiendo un 8% más de energía.​

  • Cuando encienda el equipo de aire acondicionado, no ajuste el termostato a una temperatura inferior a la deseada: no enfriará más rápido y resulta un gasto innecesario de consumo eléctrico.​

 

  • Utilice en su casa buen aislamiento para evitar pérdidas de energía. Una vivienda bien aislada y acondicionada térmicamente garantiza un menor gasto energético todo el año. Instalar toldos, cerrar persianas y correr cortinas son métodos eficaces para reducir el calentamiento de nuestra vivienda ya que impiden las radiaciones directas del sol.

 

  • Ventile la casa en las horas de menor calor (primeras horas de la mañana y durante la noche) para evitar un calentamiento excesivo en las horas centrales del día, donde se registran las mayores temperaturas. Mientras la unidad esté funcionando, evite abrir puertas y ventanas.

 

  • Bastan 10 minutos para ventilar una habitación en condiciones normales.

 

  • El mantenimiento de los equipos y la limpieza son esenciales para su funcionamiento óptimo. Los filtros de aire sucios afectan el funcionamiento y consumen energía. Límpielos una vez cada dos semanas o, como mínimo, una vez al mes.

 

  • Instale un termostato si su unidad de aire acondicionado no lo tiene incorporado o si no proporciona información precisa sobre la temperatura. Evite que el termostato esté próximo a fuentes de calor como bombillas, radiación solar, etcétera.

 

  • En lo que a humedad relativa del aire se refiere, los valores deben situarse entre el 40% y el 60%.

 

 

 

 

© HYFREMA

Hydro Fred Maestrat S.L.

La Pobla Tornesa. Castellón.